Bioética en tiempos del Coronavirus

Red Municipal de Bioetica Clínica y Social- Municipalidad de Córdoba

Considerando la situación actual de Pandemia, tal como ha sido declarada por la Organización Mundial de la Salud (OMS), debido a la gran cantidad de personas infectadas por COVID-19 en la mayoría de los países, y teniendo en cuenta que las instituciones sanitarias y los profesionales de la salud han realizado diferentes protocolos como medidas preventivas para evitar la alarma social en países como el nuestros, nos expresamos a favor de las medidas de distanciamiento social y apoyamos el pedido de quedarse en casa como la medida preventiva más eficaz. En este sentido, consideramos necesario realizar un aporte a la comunidad desde la mirada bioética con el único fin de contribuir a una comprensión de la situación. 

Es así como consideramos inminente exponer la situación de riesgo de la población en situación de calle, (principalmente las personas mayores que se encuentran en esta situación) ante la emergencia socio-sanitaria declarada.  Desde esta Red Municipal de Bioética clínica y Social, queremos sumarnos abordando el tema desde la perspectiva de la Bioética de Intervención a la que adherimos, intervención en la sociedad.  Una Bioética consciente de los problemas políticos y sociales coyunturales, encaminada hacia una aplicación transformadora.

Entendemos que es un deber moral de todos los que ocupamos algún lugar que nos permite construir mejores herramientas de trabajo, pensar en una tarea comprometida, fomentando la toma de decisiones adecuadas frente a situaciones dilemáticas y en tiempos de crisis.

En relación a este escenario actual se realiza el presente análisis bioético considerando en primer lugar el concepto de Justicia Sanitaria, principio bioético que adquiere diferentes significados de acuerdo al contexto en el que se analice, en relación a la escasez de recursos asignados para el sistema de salud. En nuestro país, el personal de salud trabaja en condiciones precarias con recursos insuficientes, debiendo enfrentarse en forma cotidiana a situaciones dilemáticas que representan conflictos de valores, principios y derechos. En condiciones normales, la justicia sanitaria se funda en el concepto de Equidad, que de acuerdo que significa “la disposición de reconocer igualmente el derecho de cada uno a partir de sus diferencias” (Volnei Garrafa). Sin embargo, en contextos de excepción como el que presenta una Pandemia, este principio debe ser resaltado.

La OMS, reconoce que en cualquier caso que se analice la salud pública no deja de ser una elección política. Y sobre esa base advierte que los países no están invirtiendo lo necesario en las verdaderas prioridades sanitarias y necesidades de los sistemas sanitarios poniendo en riesgo muchas vidas y economías. (OMS 15 de enero de 2020). En este marco sus expertos han trazado trece prioridades urgentes para esta década. Entre ellas cabe destacar en el presente análisis la: Nº3. “Conseguir una sanidad más justa”. El tercer reto sanitario que plantea la OMS vuelve a dejar en evidencia que la salud no sólo depende de la sanidad. El crecimiento sostenido de las desigualdades socio-económicas está generando cada vez mayores desigualdades en la salud de la población. No sólo hay 18 años de diferencia en la esperanza de vida entre la población de los países más ricos y la de los más pobres, sino que esta desigualdad se ve incluso dentro de un mismo país o una misma ciudad. Mientras tanto, el crecimiento global de las enfermedades no transmisibles, como el cáncer, la EPOC o la diabetes, está afectando de forma desproporcionada a los países de rentas más modestas. Para resolver esta cuestión, la OMS pide a los países dedicar un 1% o más de su PIB a cuidados sanitarios de atención primaria y mejorar con ello el acceso a servicios sanitarios de calidad cerca de cada hogar.”

Por otra parte, y en relación a la declaración de prevención de la pandemia, la OMS planea el  desafío Nº6 que implica “Prepararse para las epidemias” y advierte de que cada año se gasta mucho más en afrontar los brotes de enfermedades, desastres naturales y emergencias sanitarias que se producen que en prepararse para ellos y tratar de prevenirlos. Eso debe cambiar más aún si se tienen en cuenta que hay enfermedades de transmisión vectorial como el dengue, la malaria, zika, chikungunya o la fiebre amarilla cuyos mosquitos transmisores se están extendiendo a nuevas áreas fruto del cambio climático. Ante esa situación, la OMS ha elaborado ya siete pasos concretos que deben adoptar los países y las instituciones y que incluyen mayor cooperación internacional y mayor financiación.”

En este contexto de precariedad edilicia, de falta de capacitación, de carencia de insumos, de salarios bajos, de condiciones de extrema vulneración de los pacientes y de los profesionales del ámbito de la salud pública, las problemáticas deben ser abordadas desde una perspectiva de “protección”. Pensar una ética de la protección implica el reconocimiento de “las inequidades existentes”, de modo que “la ética de protección se propone paliarlas mediante el desarrollo de actitudes personales de amparo y programas sociales de resguardo que desarrolla la estructura de un ética de protección -individual y colectiva-, a fin de ponerla a disposición de una protección bioética, es decir, una bioética que entienda su cometido como una abogacía por los más débiles y una herramienta conceptual que brega por el uso de instituciones sociales que fomenten el  empoderamiento de los postergados.» (Kottow).

Considerando el marco conceptual abordado hasta aquí, la Red Municipal de Bioética Clínica y social se compromete a estar disponible para consultorías de modo permanente, contemplando la situación de alarma que vive Argentina y la alta demanda a la que nuestros miembros están sometidos.

Este compromiso se sustenta en el hecho de que el equipo de salud debe convertirse en educador capacitando la población a través de una transmisión veraz de información, debiendo ser formadores en momentos de crisis a fin de evitar situaciones de desborde emocional, alarma innecesaria que se producen ante la desinformación o la ignorancia. La transmisión de las maneras de prevención en un marco de tranquilidad evita situaciones como: aglomeración en las instituciones sanitarias, desborde de los equipos de salud que se encuentran ante situaciones de estrés no pudiendo atender la demanda, desabastecimiento de recursos tales como el alcohol en gel, barbijos, etc. 

Si consideramos el principio fundamental de autonomía del paciente, podemos decir, en el contexto actual, que la autonomía llega hasta el borde corporal de cada persona, ese es el límite, hasta allí cada ser ejerce total soberanía, puede aceptar o rechazar cualquier tratamiento sin justificación. Sin embargo, la amenaza de un peligro sobre el cuerpo social implica desdibujar estos límites individuales para acatar medidas sociales.

Como es de público conocimiento, se puede analizar que los efectos de seguir las medidas de prevención alcanzan no sólo al individuo que no las realiza, sino que excede su ámbito personal e incide en toda la comunidad.  En la problemática que nos aboca donde uno de los objetivos principales es reducir y/o erradicar el contagio, a fin de disminuir la circulación del agente infeccioso en la comunidad, esto se conoce como el “efecto o inmunidad de rebaño”, esta protección se ve amenazada cuando hay individuos que no cumplen con las reglas de prevención, por eso se debe concientizar respecto al sentido de profundo cuidado y solidaridad comunitarios.

Por todo esto, consideramos de vital importancia tomar medidas de protección, principalmente hacia este grupo poblacional, creemos imprescindible se arbitren las medidas necesarias de bioseguridad para resguardar, proteger y contener a este grupo, garantizando el derecho a la salud principalmente. 

Teniendo en cuenta que estas personas en situación de calle no tienen cobertura de salud, ni redes de apoyo de contención y frente a una eventualidad de salud acuden a Instituciones sanitarias y sociales dependientes de la Municipalidad de Córdoba, tales como: Hogar de dia Maria Justa Fragueiro de Moyano, Hogar Padre Lamónaca, Hospital de Urgencias, Hospital Príncipe de Asturias, Refugio sol de Noche etc; colapsando el sistema de salud y afectando los protocolos de Prevención e intervención indicados, debido a que se trata de personas vulneradas.

De esta manera sugerimos:

*   La implementación de un plan de contingencia donde contener y brindar un espacio alternativo para evitar el aglutinamiento y la circulación en los espacios públicos, como así también el hacinamiento de estas personas, garantizando bajo medidas de bioseguridad la permanencia de la población más vulnerable (principalmente personas mayores, y quienes padecen enfermedades crónicas) como así también quienes se encuentran en situación de calle.

* Disponer un espacio propio para personas mayores que se encuentren en esta situación, para funcionamiento específico de este grupo poblacional, respetando las normas de bioseguridad, evitando ingresos diarios para evitar contagios del virus y en todos los casos arbitrar las medidas de protección necesarias para el resguardo de este grupo poblacional.

* Solicitar a personal de áreas sociales y de salud que no se encuentren afectados al trabajo por emergencia sanitaria puedan incorporarse a este plan de contingencia garantizando las normas de bioseguridad para la implementación de las diferentes estrategias; a su vez requerir por medio de otras áreas estatales recursos a disposición para garantizar este funcionamiento.

En relación de la situación expuesta, esta Red apoya las intervenciones urgentes y colectivas realizadas hasta el momento desde una perspectiva integral cimentadas en acuerdos elaborados en forma conjunta entre todos los actores intervinientes.


Agradecemos el aporte de las colegas: Simonatto Carla (Hogar de Día La Justa)- Ripoll, Soledad (Htal de Urgencias y Coordinadora de la red municipal de bioética)- Morell, Stella (DAPS) y Bosco, Valeria (Hogar Padre LaMónaca).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1
Hola.
¿En que podemos ayudarte?
Powered by